mayo 22, 2012

Dedicado

Es curioso que en el mundillo laboral colombiano, el compromiso y la dedicación se confundan con el apego a aquellos estándares que en más de un caso, resultan obsoletos o inútiles al buscar cumplir un objetivo en particular.

-Qué bueno verlo así, comprometido!


Y lo único que he hecho es llegar a la hora que quieren que llegue, así no dedique más horas en la mañana a tratar de resolver cosas y llevar soluciones (o cuando menos, alternativas viables). Como tantas otras cosas, esto también es cuestión de percepción.

3 comentarios:

natyblooming dijo...

como vas con el gym???

natyblooming dijo...

ah, o era bici?

Andrés Salcedo dijo...

Bici. Me falta constancia, espero mejorar :)