marzo 06, 2016

Holcomb

Leer A sangre fría demanda mucha atención. Se reciben muchos detalles de esa ficción histórica en la que los reportes policiales se vuelven diálogos, personalidades bien definidas y motivaciones profundas.

Capote logra crear un relato interesante a partir de folios y pistas reales, una gran desventaja frente a quienes sacan todo de la galera.

Sólo se me ocurre pensar que eso debió ser escrito por alguien a qiuen le interesa enormemente conocer a las personas. Hacer etnografía. Descubrir lo que impulsa a otros a hacer y a vivir. Alguien profundamente humano.

No hay comentarios.: