mayo 20, 2018

Ranthought - 20180520

Hoy tuve que detenerme por más tiempo de lo normal frente a la entrada del estacionamiento en el edificio donde vivo, pues había un grupo de unas doscientas personas caminando hacia el centro de la ciudad.

Apenas me detuve y bajé la ventana, una de las personas -que iba en bicicleta- se acercó y me dijo sonriendo que Hay que esperar a que pase todo un país. Le sonreí de vuelta y simplemente le respondí que eso era lo que me correspondía hacer en ese momento: esperar. Que tenía tiempo.

Siguieron caminando con sus banderas venezolanas en la mano. Yo seguí camino a casa.

No hay comentarios.: